Publicado GNOME 3.8

GNOME 3.8

GNOME 3.8 ha sido finalmente publicado. GNOME 3.8 es producto de seis meses de trabajo en los que desarrolladores y comunidad han trabajado en conjunto para lanzar una de las versiones más esperadas del entorno de escritorio. Los propios responsables del proyecto definen esta versión como la mejor versión de GNOME hasta la fecha.

Modo clásico

La voz de la comunidad ha sido escuchada por los responsables de GNOME, quienes decidieron implementar por fin un modo clásico; esta implementación responde también al abandono del modo fallback. El nuevo modo clásico de GNOME 3.8, desarrollado pensando en los usuarios que prefieren un entorno de trabajo tradicional, añade diversas características a través de extensiones, como un menú de aplicaciones, un menú de lugares y un cambiador de ventanas en la parte inferior de la pantalla. Cada una de las extensiones se puede usar, por supuesto, de manera individual.

Lanzador de aplicaciones mejorado

El lanzador de aplicaciones ha sido mejorado sustancialmente. Ahora cuenta con un apartado de aplicaciones usadas frecuentemente que permite acceder a las aplicaciones más usadas por el usuario sin tener que buscarlas cada vez que quiera hacer uso de ellas. Además, el sistema de búsqueda ha recibido un lavado de cara y funcionalidad que hacen de de él algo mucho más potente, otorgando al usuario a la vez mucho más control sobre los resultados ofrecidos.

Animaciones

En GNOME 3.8 las animaciones son mucho más fluidas. «Al mejorar la coordinación entre los componentes responsables de mostrar gráficos animados, la eficiencia es mucho mayor y el rendimiento se ha mejorado. El resultado de este trabajo son transiciones visuales y cambios del tamaño de las ventanas más suaves […] También es más suave la reproducción de vídeo bajo algunas condiciones», se puede leer en el anuncio oficial.

GNOME 3.8 cuenta con un mar de cambios hechos por más de 900 personas a través de cerca de 36.000 contribuciones. Se ha puesto especial atención a los pequeños detalles, esos que hacen que la experiencia de usuario ofrecida por GNOME sea una de las más agradables para aquellos que gustan de la sencillez. Todos aquellos que quieran probar la nueva versión del entorno de escritorio desde ya, pueden descargar el código fuente desde el repositorio Git de GNOME; sin embargo la opción más recomendada, sobre todo para usuarios no tan avanzados, es esperar a que la actualización llegue por parte de nuestra distribución.

Más información – Así se ve el nuevo GNOME clásico, GNOME 3.8: Búsqueda rediseñada
Fuente – Anuncio oficial


Escribe un comentario