Los teléfonos ahora pueden determinar quién los usa. Innovación o espionaje

biometria

En los últimos años, los hackers han hecho cada vez más difícil para las compañías de ciberseguridad individuales redoblar sus esfuerzos y tratar de engañar a las múltiples ciberprotecciones que intentaron bloquear su camino hacia su negocio ilícito.

Muchos de sus ataques cibernéticos consistieron en el robo de identidad y para hacerles frente, se desarrollaron mecanismos de seguridad más avanzados, como el reconocimiento de huellas dactilares, pero aquí también, los hackers encontraron una forma de evitarlo.

Para superar todas estas deficiencias, se ha implementado un nivel de seguridad más avanzado y es capaz de identificar a las personas basándose en elementos que son más difíciles de copiar, como la marcha.

La biometría la nueva forma de identificar comportamientos

Este nuevo sistema se basa en biometría de comportamiento. Más concretamente, este sistema utilizará datos basados en sensores de los teléfonos para determinar y registrar cómo las personas sostienen sus teléfonos cuando los usan, cómo los usan y cómo funcionan.

Este sistema también puede analizar acciones realizadas en pantallas táctiles, teclados y ratones para determinar las diferentes formas en que se mueven los dedos y las manos de los usuarios.

Los sensores detectan si el teléfono ha sido colocado sobre una superficie dura, como una mesa o blanda como una cama.

Una vez que se recopilan todos estos datos, el sistema puede establecer un perfil único correspondiente al propietario del teléfono y por lo tanto, poder determinar si una persona que intenta usar el dispositivo es el usuario habitual o no.

John Whaley, Director de UnifyID, una compañía de Silicon Valley, explica que la biométrica de comportamiento hace posible identificar de manera única la huella digital del movimiento de un individuo.

Y los datos del sensor del teléfono, combinados con el software correcto, podrían hacer aún más, como determinar si el teléfono en cuestión está en un bolso de pantalón, en un bolsillo, en una mano o incluso si es transportado en otro objeto o si se encuentra en otra parte del cuerpo (pecho, pie, antebrazo, etc.)

El destino es noble, pero el uso puede ser perjudicial

Sensores-biometricos

La biometría conductual es útil para recopilar información muy importante que identifica de forma única a cada usuario.

Pero su aplicación no se limita a verificar la identidad de un usuario, sino que también se puede utilizar para determinar las circunstancias en las que es probable que se cometa un fraude.

Por ejemplo, sabemos que la mayoría de las personas escriben con sus pulgares en las pantallas táctiles del teclado de sus teléfonos inteligentes, de modo que el tiempo entre 2 pulsaciones de tecla es más largo. Entonces, desde el momento en que este tiempo cambie, se volverá sospechoso.

Cuando lo piensas, solo puedes pensar ante tal avance, dadas las vastas posibilidades de uso que ofrece.

UnifyIDy un fabricante de automóviles incluso desarrolla un sistema para desbloquear las puertas de un vehículo una vez que se reconoce el modo de andar del conductor, medido por su teléfono.

Sin embargo, debe tenerse en cuenta que algunos pueden usar la biometría del comportamiento para propósitos menos nobles, como el espionaje.

Terminaríamos con dispositivos en nuestros bolsillos que permitirían a personas malintencionadas monitorear nuestras acciones todo el día.

Aun que también esto puede ser un paso más para el seguimiento de usuario por parte de las compañías de publicidad e incluso de las redes sociales con el fin de meter aún más “publicidad”, recomendar aplicaciones, lugares, etc.

Y es que esto no es nuevo, ya que si solo pensamos en Google Maps, este registra nuestras ubicaciones durante todo el día, el lapso en cada punto, las rutas hechas durante el desplazamiento de punto a punto y más.

Esta información en manos de otros puede ser una gran amenaza a la integridad del usuario, ya que nunca se sabe los fines con los que se utiliza todo esto.

Aun que Google diga que esta información es recopilada para recomendar lugares, locales, etc. Desde el punto de vista de muchos esta es una total violación de privacidad del usuario. 

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.